Artículo 12 de la Ley 842 de 2003
Miércoles, Junio 21, 2017 - 09:00

El Consejo Profesional Nacional de Ingeniería-COPNIA, sobre la experiencia profesional en el ejercicio de la ingeniería se permite reiterar su doctrina vigente desde el año 2012.

Las profesiones, artes y oficios, que impliquen riesgo social y que exijan formación académica, de acuerdo con lo dispuesto en el Artículo 26 de la Constitución Política, NO son de libre ejercicio, sino que éste debe ser autorizado por el Estado necesariamente con la expedición de la correspondiente Matrícula Profesional, como sucede en el caso de la ingeniería en cualquiera de sus especialidades desde el año 1937. 

El Artículo 12 de la Ley 842 de 2003, está vigente y constituye la regla general para contabilizar válidamente la experiencia profesional de los ingenieros, esto es, a partir de la obtención de la Matrícula Profesional.

En todo caso, de acuerdo con lo dispuesto en la Ley 842 de 2003, para ejercer la ingeniería, se debe contar con la Matrícula Profesional, so pena de considerar dicho desempeño como ejercicio ilegal de profesión reglamentada.

El Artículo 12 de la Ley 842 de 2003, de acuerdo con lo dispuesto en la Sentencia C-296 de 2012 (18 abril de 2012) de la Corte Constitucional, fue declarado ajustado a la Constitución Política. Dicha sentencia de la Corte Constitucional se emitió sobre una norma vigente del ordenamiento jurídico, pues no ha sido derogado ni expresa, ni tácitamente. Si dicha norma se hubiera derogado, la Corte Constitucional no habría emitido la referida sentencia de fondo.

El Artículo 229 del Decreto Ley 019 de 2012, denominado comúnmente Ley Antitrámites, constituye una norma dirigida a suprimir, racionalizar o mejorar TRÁMITES, PROCEDIMIENTOS Y REGULACIONES DEL SECTOR ADMINISTRATIVO DE LA FUNCIÓN PÚBLICA, razón por la cual, dicha norma solamente se aplica para el acceso a cargos públicos únicamente.

En consecuencia, la Ley 842 de 2003 y especial su artículo 12, se aplica para todos los aspectos del ejercicio profesional de la ingeniería, salvo para el acceso a la función pública, en cuyo caso la experiencia profesional se puede contabilizar desde la terminación del pensum académico. En todo caso, para posesionarse en cargo público o privado, suscribir contratos, y en general, para ejercer cualquiera de los actos que comprenden el ejercicio de la ingeniería, se requiere tener Matrícula Profesional.”